Megacausa ESMA: “Es el producto de una lucha que tiene más de 40 años”

En una jornada más que intensa para los dirigentes y militantes del campo popular, se leyó ayer la sentencia por el juicio a los delitos cometidos en el Centro Clandestino de Detención ESMA durante la última dictadura. Se trata del juicio más grande del mundo y el más importante de la historia de nuestro país.171129-ESMA-Sentencia03

Este juicio empezó el 28 de noviembre de 2012: son 5 años de testimonios, presentación de pruebas, investigaciones, alegatos. Se trata del tercer juicio por delitos cometidos en el Centro Clandestino de Detención que funcionó en la Escuela Mecánica de la Armada, por lo que es conocido como la Megacausa ESMA. De 65 de los imputados iniciales, sólo llegaron vivos al final del juicio 56, 29 fueron condenados a cadena perpetua, 19 recibieron penas de entre 8 y 25 años de prisión y 6 fueron absueltos.

171129-ESMA-Sentencia02La concentración de los compañeros y compañeras de la CTA Autónoma y de otras organizaciones hermanas comenzó con un sol aplastante en el mediodía de Retiro, pero para la lectura de la sentencia hubo que esperar hasta pasadas las 16.00, cuando una pantalla gigante se encendió y abrió la ventana de lo que pasaba dentro de los tribunales de Comodoro Py. Las Madres de Plaza de Mayo, algunas de ellas dentro del recinto y otras afuera, mantuvieron su total atención en lo que fueron casi cuatro horas de lectura inninterrumpida. También acompañaron la lectura los y las querellantes de la causa, testigos, ex detenidos desaparecidos, y familiares de los y las 30 mil.

“Como a los nazis les va a pasar, a donde vayan los iremos a buscar”, el tradicional cántico se escuchó una y otra vez, dándole la mística que tienen tantos años de lucha por Memoria, Verdad y Justicia. El Tribunal Oral Federal (TOF) 5 informó así la condena a prisión perpetua a 29 de los imputados, entre los cuales se destacan el ex oficial de la Armada Alfredo Astiz, el ex jefe de tareas del Grupo de Inteligencia 3.3.2. Jorge “Tigre” Acosta y Adolfo Donda, quien fue apropiador de la militante social y diputada nacional Victoria Donda. Todas y cada una de las condenas perpetuas fueron aplaudidas y celebradas por la multitud.

Carlos Loza es trabajador del puerto, militante de ATE y de la CTA Autónoma, y estuvo detenido en la ESMA por lo cual fue testigo en esta causa. En diálogo con ACTA, Carlos remarcó que esta sentencia: “es el producto de una lucha que tiene más de 40 años en condiciones muy adversas: se me vienen a la memoria la presentación de los primeros habeas corpus, la lucha de las madres –que algunas estuvieron hoy acá y otras no pudieron estar porque su tiempo biológico no coincidió con el tiempo histórico de las condenas-, de los hijos, de quienes estuvimos detenidos”.

 

El trago amargo de la tarde tiene que ver con la decisión del tribunal de absolver a seis de los imputados, entre los que se encontraba quien ofició de secretario de Hacienda de la dictadura, Juan Alemann, uno de los acusados civiles. Sobre la cantidad de cadenas perpetuas, Loza indicó que era “lo que esperábamos” y sobre las reducciones de penas y absoluciones, indicó: “las vamos a revisar y por supuesto que vamos a apelar luego del 5 de marzo, día en que se presentarán los fundamentos”.

Por primera vez en la historia de los juicios, ocho imputados fueron juzgados por su responsabilidad material en los “vuelos de la muerte”. Si bien algunos de ellos fueron condenados a cadena perpetua, otros sí fueron absueltos: “nos sorprende que haya absoluciones para vuelos, que es una condena internacional. Todo el mundo sabe que se deshicieron de los cuerpos a través de los vuelos, y por eso nos llama mucho la atención”, remarcó Loza.

“Vamos a seguir peleando porque tenemos presente la lucha de nuestros compañeros y compañeras, que era por el socialismo, por cambiar esta sociedad, y esto es en memoria de los 30 mil, presentes ahora y siempre”, sentenció Loza al finalizar una jornada por demás intensa, de sensaciones encontradas: alegría por el triunfo que significa la justicia, pero sabiendo que esos triunfos debemos seguir defendiéndolos en las calles, en los tribunales, en los sindicatos, en las organizaciones y también en los lugares de trabajo.

Las condenas

171129-ESMA-Sentencia01

Los 54 ex represores juzgados en la Megacausa son Jorge: Eduardo Acosta (prisión perpetua), Randolfo Agusti Scacchi (prisión perpetua), Juan Alemann (absuelto), Juan Arturo Alomar (13 años), Paulino Oscar Altamira (8 años), Mario Daniel Arru (perpetua), Alfredo Astiz (perpetua), Juan Antonio Azic (perpetua), Daniel Humberto Baucero (10 años), Julio César Binotti (8 años), Carlos Octavio Capdevilla (15 años), Ricardo Miguel Cavallo (perpetua), Miguel Enrique Clements (8 años), Daniel Néstor Cuomo (perpetua) y Rodolfo Cionchi (perpetua)

 

Comments are closed.